Emili Turú - La Valla: casa de la luz

Emili Turú
Superior general



 

FMSI

Conectarse

Hermanos maristas

RSS YouTube FaceBook Twitter

 

Foto de hoy

Malawi: Postulantes

Hermanos maristas - Archivo de fotos

Archivo de fotos

 

Últimas novedades

Archivo de novedades

 

Calendario marista

25 abril

Santos: Marcos evangelista, Herminio y Esteban
1932: partida de los primeros hermanos a Guatemala
Día africano del paludismo

Calendario marista - abril

H. Tony Leon

 

Director del Secretariado “Hermanos Hoy”

 Nací el 9 de mayo de 1962 en la ciudad de Hong Kong. A los seis años, mi padre, Raymond, sacrificando una gran seguridad y bienestar, se fue a Australia con un nuevo trabajo, pero con menos sueldo. Sin embargo, esta marcha a una nueva cultura presagiaba mayores oportunidades para su esposa, Helen (enfermera)m, y para los tres niños, Tony, Richard y Angela.

Educado por los Hermanos Maristas desde el grado 5, me gradué en secundaria en el Marcellin College, Randwick. Después de dejar el colegio, la invitación para trabajar en hoteleria me atraía. Sin embargo, después de varios meses de formación y colocación, me encontraba desilusionado por lo que me había atraído en primer lugar y me sentí llamado a otra forma de vida: ser hermano para los otros. Entré en el postulantado en 1981; hice mis primeros votos en 1983 y mi profesión perpetua en 1990.  

 He sido bendecido con una rica variedad de apostolados: desde educación primaria a coordinar a alumnos mayores; vigilancia de dormitorios en internados y cuidado residencial para la juventud en riesgo. Desde 2007 he trabajado en el apostolado de las Vocaciones y Vida Marista, que me dio la oportunidad de trabajar con nuestros jóvenes por toda Australia, con prestaciones en los colegios, retiros para alumnos mayores, campamentos de liderazgo y apostolado con alumnos ya graduados. En 2013 me uní al equipo de la Misión y Formación para la Vida, que trabajaba en la formación de la fe de nuestros colegas maristas.

Ahora, en 2014, me encuentro en una situación similar a la que experimentó mi padre hace 45. Es decir, la llamada a una irresistible invitación a una nueva tierra que exige la entrega incómoda de caras conocidas, para asegurar algo diferente en aras de una mayor posibilidad. Con esa emoción inquieta y con ese entusiasmo  voy a ese nuevo papel en el Secretariado “Hermanos Hoy”. Espero que la lección de valentía de mi padre, para moverse a un país extranjero, en aras de una nueva vida, tenga eco en 2014, adelantando el buen trabajo ya establecido en el Secretariado “Hermanos Hoy,” hacia mayores oportunidades.

2725 visitas