Inicio > Capítulos generales de los Hermanos maristas

 

 


 



 


Emili Turú - La Valla: casa de la luz

Emili Turú
Superior general



 

FMSI

Conectarse

Hermanos maristas

RSS YouTube FaceBook Twitter

 

Foto de hoy

Argentina: Primera profesión del H. Víctor Andrés, del Uruguay, en Mar del Plata

Hermanos maristas - Archivo de fotos

Archivo de fotos

 

Últimas novedades

Archivo de novedades

 

Calendario marista

27 julio

Santos: Natalia, Juliana, Aurelio
1909: el H. Licarión es asesinado en Barcelona
1958: fundación marista en la República Centroafricana

Calendario marista - julio

Capítulos generales de los Hermanos maristas

 

 

XXII Capítulo General 2017 | XXI - 2009

El Capítulo general es una asamblea representativa de todo el Instituto. Expresa la participación de todos los hermanos en su vida y misión. Te presentamos aquí su historia.

Nuestras Constituciones y Estatutos nos dicen que «el Capítulo general es una asamblea representativa de todo el Instituto. Expresa la participación de todos los hermanos en la vida y en la misión del Instituto, así como su corresponsabilidad en el gobierno. El Capítulo ejerce la autoridad suprema extraordinaria».El Capítulo general ordinario tiene las funciones siguientes:elegir al hermano Superior general, al hermano Vicario general y a los miembros del Consejo general, según el derecho propio;estudiar los asuntos de mayor importancia relacionados con la naturaleza, fin y espíritu del Instituto y promover la renovación y adaptación del mismo, salvaguardando siempre su patrimonio espiritual;elaborar estatutos para todo el Instituto;proponer a la SantaSede eventuales modificaciones de algún punto de las Constituciones.

Por lo tanto, un Capítulo es, ante todo y sobre todo, una reunión de hermanos. Dejando eso claro, añadiremos que nada impide que pueda ampliarse el campo de consultas durante el proceso de preparación, ni se excluye la presencia de consultores, observadores y otras personas, en las sesiones capitulares, cuando dicha presencia pueda servir de apoyo a la tarea que se tiene entre manos. Con estos mismos criterios, los miembros del XX Capítulo general autorizaron al Superior general y su Consejo a invitar a varias personas al Capítulo. De todos modos, el número de éstas no puede exceder del 15% del número total de capitulares. El Superior general y su Consejo deben dialogar con la Comisión preparatoria para determinar la naturaleza de la participación de los invitados y fijar el período de tiempo en que se hallarán presentes. En todo caso, el derecho de voto en la toma de decisiones del Capítulo queda reservado a los hermanos capitulares.

XXI

En segundo lugar, un Capítulo general es una reunión de los hermanos y no sólo de superiores del Instituto. Por consiguiente, el número de los delegados mediante elección debe sobrepasar en 15 el número de los delegados que lo son por derecho. Los miembros del Capítulo, bien sea juntos como asamblea o bien a través de las comisiones que se suelen formar para realizar los trabajos capitulares, pueden buscar, si es preciso, la ayuda de expertos a fin de llevar a cabo las tareas que les corresponden.

30 visitas