Inicio > Animación > Cmi > Haití

 

 


 



 


Emili Turú - La Valla: casa de la luz

Emili Turú
Superior general



 

FMSI

Conectarse

Hermanos maristas

RSS YouTube FaceBook Twitter

 

Foto de hoy

Madagascar: Encuentro de laicos maristas en Antananarivo

Hermanos maristas - Archivo de fotos

Archivo de fotos

 

Últimas novedades

Archivo de novedades

 

Calendario marista

24 julio

Santos: Cristina, Vicente, Víctor

Calendario marista - julio

Comunicado del hermano Sergio de Jesús Cáceres desde Haití

 

Los maristas en Haití

Cmi

18/01/2010: Haití

El día 13 de enero de 2010, el hermano Emili Turú, Superior general, comunicaba, en una breve nota, que los hermanos de Haití estaban todos bien y no habían sufrido quebrantos en su integridad física tras el terrible terremoto ocurrido en tierras haitianas. Es lo que se pudo saber a las pocas horas de ocurrido el terremoto. Las dificultades de comunicación han impedido tener noticias más concretas y con mayor rapidez. Poco a poco se han encontrado algunos canales de comunicación, primero a través del hermano Gilles, de la Secretaría provincial de Canadá, que envió un mensaje elaborado por los misioneros redentoristas, dando noticias de religiosos y religiosas afectados por el terremoto en Haití. Luego el hermano Eduardo Navarro, Provincial de México Occidental logró conectarse con el hermano Sergio de Jesús Cáceres, residente en el país, quien pudo publicar la web “Haití Marista” http://hermano-scv.iespana.es En ella incluye la siguiente información.

Información de las Comunidades Maristas en Haití, después del Sismo del 12 de Enero

Después de varios días de lluvia ininterrumpida que no nos permitió iniciar clases desde las vacaciones de navidad, el martes 12 parecía que el sol brillaba y todo volvería a la normalidad, pero no fue así, pasadas las cuatro de la tarde, mientras trabajábamos en casa, tres temblores de no menos de unos cuantos segundos nos hicieron salir corriendo de nuestra casa.

Para muchas personas aquí en Haití es algo muy raro lo que han vivido, desde hace 250 años no se experimentaba un temblor de tierra en el país, toda la población estaba extrañada, desconcertada. En nuestra comunidad y población de Dame-Marie no hubo daños materiales. De inmediato las comunicaciones se bloquearon, todo mundo quería saber sobre sus familiares en la capital, Puerto Príncipe, o en otras partes del país. Las noticias fueron llegando lentamente por la tarde noche y eran desalentadoras.

Por medio del internet supimos lo terrible que había sido en la capital y que habrían más réplicas durante la noche, nadie durmió en su casa, yo pasé la noche afuera, con muchos vecinos, hasta que la lluvia nos dispersó, pasé el resto de la noche, junto con el H. Frantzley, dentro de la camioneta, !Qué noche tan terrible!, sin dormir, con lluvia y como siete réplicas más, la última réplica pasada la media noche.

El miércoles en la mañana, las cosas no mejoraron, mientras la gente lograba hacer contacto con sus familiares de la capital se oían los lamentos por todo el poblado. La comunicación por telefonía celular, que es la que se emplea mayoritariamente en el país, estaba casi colapsada. Incluso hasta el día de hoy (16 de enero), muchas personas siguen con la angustia de no saber noticias de sus familiares.

En nuestras obras maristas (Dame-Marie, Latiboliere y Jérémie) no registramos ningún daño grave, pues estamos retirados de la capital. En estas comunidades los hermanos estamos bien y con la incertidumbre de saber qué se puede hacer y cómo; No sabemos si las clases se reiniciarán este lunes 18 de enero en nuestras obras.

Hasta el día de hoy no tenemos contacto directo con el h. Yvon Deschamps quien residía normalmente en la capital y es el Ecónomo del Sector Marista de Haití, pero nos hemos enterado por otro medio que él se encuentra bien aunque la casa de Villa Manresa fue gravemente afectada con un resultado incierto de dos heridos (según unas fuentes) o de 4 personas muertas (según otras fuentes).

De entre los familiares de los hermanos y formandos haitianos, sabemos hasta el momento de un primo de un Escolástico y un hermano de un Postulante que están muertos, los otros ya han confirmado que sus familiares están bien y unos pocos todavía no tienen noticias. Ayer en la noche, el H. Frisnel fue a la capital para contactar con sus familiares y con los familiares de otras personas y hermanos que le pidieron ese favor. El viaje de más de 8 horas a la capital en camioneta debió haber sido más difícil para él pues muchos sobrevivientes están haciendo a pie un éxodo de la capital, donde estaban estudiando o trabajando, para regresar a sus pueblos de origen.

Por estos días de enero contamos con la visita de 6 hermanos escolásticos haitianos de primer ano que harían su visita de familia y algunas prácticas educativas en nuestras obras, desgraciadamente su estancia se ha modificado completamente y no sabemos si podrán dejar el país a finales de este mes como se tenía programado para continuar sus estudios universitarios en México.


Finalmente, sabemos que los poblados donde tenemos los centros de misión marista seremos afectados por la carencia de recursos, mercancías, combustible y alimentos que venían desde la capital. Así como las personas de esas poblaciones que vendían sus productos del campo en la capital. Ya desde ahora, conseguir combustible en Puerto Príncipe es un problema que nos llegará muy pronto


H. Sergio de Jesús Cáceres

El hermano Emili Turú, Superior general, pudo contactar con Sergio para enviarle un breve mensaje: “Querido Sergio: Gracias por las noticias. Intentaremos poner algo de ello en la web del Instituto. Desde el primer momento quise ponerme en contacto telefónico con alguno de ustedes, pero fue imposible. Sólo pude hacerlo a través de Lalo (Eduardo Navarro). Quiero que expreses a todos los hermanos que estamos muy cerca de ustedes en estos difíciles momentos. Tanto yo como el H. Vicario y los otros miembros del Consejo general les llevamos en nuestra oración y afecto y, cómo no, al sufrido pueblo de Haití. Nuestra buena Madre les haga sentir su fuerza y ternura para que ustedes mismos puedan ser, a su vez, presencia de María cercana a tantas personas
que sufren.
Un gran abrazo de su hermano”,

Emili

Agradecemos a las numerosas personas que se han interesado por nuestros hermanos en Haití. Un mensaje recibido a través de la web decía: “Deseo saber cómo se encuentran los hermanos en Haití tras el terremoto del martes pasado. Reciban todo nuestro amor y apoyo, y en lo que podamos servir haremos lo posible por ayudar. De verdad me encantaría tener noticias de cómo se encuentran”. Otros muchos han preguntado cómo poder colaborar con los hermanos.
Las obras maristas de Haití pertenecen a la Provincia de México Occidental.

8268 visitas
Cmi