Inicio > Animación > Cmi > Casa general

 

 


 



 


Emili Turú - La Valla: casa de la luz

Emili Turú
Superior general



 

FMSI

Conectarse

Hermanos maristas

RSS YouTube FaceBook Twitter

 

Foto de hoy

España: Preparación Campamentos | Maristas Compostela

Hermanos maristas - Archivo de fotos

Archivo de fotos

 

Últimas novedades

Archivo de novedades

 

Calendario marista

28 junio

Santos: Ireneo, Benigno, Léon
1882: muere el P. Matricon, auxiliar del P. Champagnat y capellán de los hermanos durante 47 años
1982: clausura en Madrid del proceso diocesano relativo al martirio del H. Guzmán y 41 compañeros mártires

Calendario marista - junio

LaValla200> Vivir juntos

 

Crónica de la tercera semana en San Martino a Monte (Arezzo) - 22 al 29 de mayo de 2016

Cmi

03/06/2016: Casa general

Tercera semana de presencia en San Martino a Monte. El tiempo pasa rápidamente. A medida que el programa avanza, vamos profundizando en el conocimiento mutuo y vislumbrando los gozos y penalidades que representa la vida en común de hermanos y laicos juntos.

Cada día que pasa vemos con más claridad que, para que se produzca un Nuevo Comienzo en la vida marista, necesitamos vivir una vida en fraternidad de calidad, sin tener miedo a «exagerar la fraternidad», como se lee en el documento sobre identidad y misión del religioso hermano publicado recientemente. 

Durante esta semana, contamos con la inestimable ayuda y experiencia del hermano Sean Sammon. Para todos nosotros, escuchar al hermano Sean fue muy enriquecedor y dio lugar a momentos fuertes de intercambio personal.

Señalo a continuación algunas de las ideas que surgieron en esos momentos:

 

La comunicación 

Lo que más cuenta es mantener una comunicación clara y transparente: abordemos los diferentes temas que nos afectan, no tengamos miedo a hablar abiertamente, digamos siempre la verdad buscando en toda ocasión el bien y el crecimiento del otro.

 

Perfección frente a imperfección

« Nada es perfecto », decía el zorro al Pequeño Príncipe. Todos tenemos derecho a equivocarnos, y esta experiencia de nuevo comienzo puede ser una de esas ocasiones. Yo no soy perfecto, el otro tampoco es perfecto. Esto significa saber excusarse con humildad, tener sentido del humor, perdonarse, saber recomenzar sin desanimarse.

 

Interculturalidad

Es un desafío de talla : comprender al otro, su lengua, su cultura, su manera de pensar, el sentido que da a sus palabras, sus hábitos alimentarios. Vamos descubriendo día a día cómo nuestra cultura condiciona la forma en que nos comunicamos, en cómo vivimos y entendemos la intimidad y en cómo se tejen lazos de amistad. Por ello, aprender a relativizar es señal de sabiduría. Mi cultura no es necesariamente la más perfecta, la mejor. La práctica marista de las «pequeñas virtudes» nos puede ayudar mucho a desarrollar una relaciones armoniosas de calidad.

 

Intergeneracional

Una de las riquezas de nuestra comunidad es que es intergeneracional. Conocer las necesidades y los retos de cada etapa de la vida favorece grandemente la comprensión y la acogida recíprocas. 

 

Otros temas abordados

A lo largo de la semana se abordaron también otros temas que vale la pena destacar: la gestión del estrés personal, la soledad, la animación de las reuniones comunitarias, etc. El hermano Sean Sammon dio muestras de ser un gran orador, con un estilo ameno y lleno de humanidad, hablando siempre desde la vida. Hemos podido recoger durante estos días los frutos de sus años al frente del Instituto y en otras instituciones. ¡Gracias, hermano Sean!

 

La experiencia de misión vivida por testigos oculares

El viernes acogimos a un grupo de hermanos y laicos que compartieron con nosotros sus experiencias de voluntariado marista y en la misión Ad Gentes: Laura Miño (voluntaria marista en Ghana), el hermano Pau Fornells en Sucumbíos (Ecuador), los hermanos Marti Enrich y Virgilio Bnalya en Bengladesh (Ad Gentes).

Fue un encuentro muy enriquecedor que nos supo a poco. Destaco alguna de las ideas expresadas: se necesita mucha paciencia para vivir en un ambiente intercultural, la soledad puedes ser un elemento desestabilizante para la comunidad, debemos prestar una atención esmerada a las minorías culturales en la comunidad, trabajemos «con» la gente, que nuestro testimonio sea comunitario, la misión puede convertirse en un viacrucis doloroso, se requiere un vaciamiento de sí mismo; al final se da un enriquecimiento extraordinario.

 

Oceanía marista

La semana terminó con un viaje virtual por Oceanía. Los hermanos de esta región del mundo (provincia de Australia, distritos de Melanesia y del Pacífico) nos presentaron con mucha pasión las realidades y desafíos que se viven actualmente en la región: la creación de la Asociación San Marcelino Champagnat y el lanzamiento del proyecto Mount Druitt, integrado en el programa Lavalla200.

2379 visitas
Cmi