Inicio > Noticias > Camboya: Hermanos Josep Maria Soteras y Ken McDonald


 

H. Henri Vergès
Beatificación
8 de diciembre

 

 



NoticiasElegir

  • Noticias
  • 2018 | 2017 | 2016 | 2015 | 2014 | 2013 | 2012 | 2011 | 2010 | 2009 | 2008 | 2007 | 2006 | 2005 | 2004
  • Más populares | Estadística
  • Calendario
  • Última noticia

 


Conectarse

Hermanos maristas

RSS YouTube FaceBook Twitter

 

Foto de hoy

Timor Oriental: Encuentro vocacional marista

Hermanos maristas - Archivo de fotos

Archivo de fotos

 

Últimas novedades

 


Llamadas del XXII Capítulo General



FMSI


Archivo de novedades

 

Calendario marista

17 noviembre

Santos: Isabel de Hungría, Roque
1889: beatificación del P. Pedro Chanel

Calendario marista - noviembre

La peregrinación del Consejo General a Asia

 

Archivo

Hermanos Josep Maria Soteras y Ken McDonald

03/09/2018: Camboya

Tuvimos el privilegio de visitar tres presencias maristas en Camboya: Takhmao, Pailin y Sen Monoron. Vimos claramente la sencillez y el compromiso de los hermanos que trabajan en cada uno de estos lugares. Cada pastoral se centra en las relaciones con niños y jóvenes que viven en la periferia y son discriminados. La presencia de los maristas, a menudo en lugares donde otros no irían, da esperanza de un futuro mejor a los niños discapacitados, brinda la oportunidad de educar a los desfavorecidos por un sistema corrupto o son la presencia estable de la Iglesia.

También pudimos visitar dos lugares significativos desde el tiempo del Khmer Rouge. Uno fue S-21. Esta era una escuela en Phnom Penh que durante la época del Khmer Rouge fue utilizada como un centro de tortura. Muchas personas, incluidos niños, fueron torturados aquí y el sitio es ahora un monumento para los que murieron. El otro era los Killing Fields, donde muchos fueron llevados para ser asesinados. Esta experiencia nos lleva a reflexionar sobre el impacto de tal violencia sistémica y asesinato en una sociedad.

También nos dimos cuenta del impacto de la economía de Camboya en la vida de los jóvenes.
Camboya tiene leyes liberales de juego y una próspera industria de casinos bastante cerca de sus fronteras, donde los extranjeros tienen fácil acceso. La industria anima a los jóvenes a abandonar la escuela a edad temprana con la esperanza de obtener un empleo y dinero. A menudo se acaban en trabajo sexual y uso de drogas.

Los maristas en Camboya están haciendo una gran labor, marcando la diferencia en la vida de muchas personas, especialmente los jóvenes.

516 visitas