Home > Marist World > Italy: Siracusanews 39 - Comunidad Lavalla200> de Siracusa

 


 



 


Social networking

Marist Brothers

RSS YouTube FaceBook Twitter

 

Today's picture

France: Marists from Chile in La Valla

Marist Brothers - Archive of pictures

Archive of pictures

 

Latest updates

 


Calls of the XXII General Chapter



FMSI


Archive of updates

 

Marist Calendar

20 September

Saints Andrew Kim, Paul Chong & companions
1936: Brother Eusebio was murdered in Barcelona. We also remember 58 other brothers who were killed in different places and at different times
2000: John Paul II blessed the statue of Saint Marcellin placed on the exterior wall of the Vatican Basilica

Marist Calendar - September

Siracusanews 39 - Comunidad Lavalla200> de Siracusa

 

Archive: 2019 | 2018 | 2017 | 2016 | 2015 | 2014 | 2013 | 2012 | 2011 | 2010 | 2009 | 2008 | 2007 | 2006 | 2005 | 2004

30/08/2019: Italy

 

PDF: Italiano | Español

Comunidad Lavalla200> de Siracusa, Italia

Cada niño tendría derecho a tener su propio cuento de hadas. Él lo escuchaba todas las noches al calor de su propia cama, con la nariz debajo de las sábanas. Tal vez lo sabía de memoria, pero le gustaba escucharlo de nuevo. Nunca dejaba de sorprenderlo, nunca le cansaba; le hacía dormir con una sonrisa en los labios.

Cada niño merece una historia como esa, para dormir tranquilo y ayudarle a soñar. Soñando en color, como solo los felices pueden hacerlo, como

solo aquellos que viven su cuento pueden hacerlo ... con los príncipes azules, los castillos encantados y las princesas indefensas para salvar. Con un final feliz. Siempre.

Pero incluso cada adulto tendría derecho a contar con su propio cuento de hadas. Aquel que le gusta más porque le recuerda un objetivo alcanzado con dificultad; una meta lograda después de tantos es- fuerzos ... la historia que le gustaría transmitir a sus hijos o incluso a sus nietos.

Todo adulto lo merecería, para redescubrir sus propios valores, sus lazos, para encontrar un recuerdo importante entre las páginas arrugadas del viejo y desgastado libro de su vida. Para demostrar que los monstruos existen, que los ogros, dragones y lobos los encontraremos por todas partes, pero pue- den ser derrotados. Esta es la fábula de la vida real.

Ya hemos llegado a septiembre y nos estamos preparando para afrontar un nuevo año pastoral y nuestra tensión está orientada hacia el futuro, pero volvemos espontáneamente a mirar lo que ya hecho. Y debemos decir que "cuentos de hadas" tendríamos muchos preciosos para contar, sabiendo que no son fábulas, sino historias de vida que intentamos construir a una velocidad de 60 minutos por hora.

Estábamos en 2017, cuando la gente que huía de África, después de una permanencia siempre de- masiado larga en Libia, lograba desembarcar en Augusta. Habían dejado atrás a su familia, amigos, idioma, religión, tradiciones ... Augusta era un espejismo y desembarcar en Italia significaba tener la oportunidad de hacer realidad los sueños cultivados durante años, viajar era el primer paso hacia un "paraíso" capaz de satisfacer todas las expectativas.

Y luego, la cruda realidad: “¿Dónde está la bondad de la comida italiana tan aireada? ¿Cómo puedo hablar con la gente y tener amigos cuando el único idioma que conozco es el mandinga? Me gustaría hacer algunos pequeños trabajos para ganar un pequeño sueldo para enviar a casa, pero todos me piden documentos, ¿cómo puedo obtenerlos?” Y las preguntas se multiplican y se convierten en una letanía interminable ...

Y es en este punto donde se inserta nuestra presencia marista. Ir a Casa Freedom con regularidad, hacerse amigos de estos "menores", animarlos a aprender la hermosa pero complicada lengua italia- na, salir con ellos, alentarlos en las dificultades, combatir el pesimismo cuando la tortuga de la buro- cracia italiana aplaza sin día la entrega del permiso de residencia ...

Y así, día tras día, un paso tras otro, algo se mueve (¡estamos casi en el fatídico "Eppur si muove" (Y, sin embargo, se mueve) donde el movimiento fue percibido solo por Galileo!), y en la oscuridad de la noche más profunda aparece un tenue resplandor. Alguien comienza a abandonar Casa Freedom y logra intercambiar algunas palabras con la gente, otro es propuesto para hacer un pequeño trabajo, incluso mal pagado, el equipo local invita a un tercero a jugar fútbol ...

También nosotros nos hemos involucrado cada vez más en la zona, conocemos mejor la realidad (cuando llegamos en 2016, imaginemos qué conocimiento del territorio podrían tener un austra- liano, un brasileño, un chileno y un italiano polentone del norte) y estrechamos relaciones y amista- des que utilizamos para el bien de estos chicos.

En momentos difíciles vinieron a nuestro encuentro soluciones de las que nos jactamos hoy: la aper- tura del Ciao, los dos apartamentos que alquilamos para alojar a 8 jóvenes, que les permitió no en- trar en el círculo de clandestinidad, las prácticas formativas con las que pudimos registrarlos para asegurar el que reciban un trabajo remunerado durante seis meses y la certeza de ser contratados regularmente después ...

Sabemos que no es así como se resuelve todo el problema de la inmigración, pero creemos que también se resuelve así. Sabemos que no podremos alcanzar números astronómicos, pero tratare- mos de "hacer todo lo posible para salvar alguno". Y, como dijo Marcelino, intentemos hacer el bien sin mucho ruido.

"Y vivieron felices para siempre" Creo que es una excelente manera de terminar cada historia, no solo los cuentos. Y las historias que os hemos presentado hasta ahora en las páginas de Siracusa News (con un poco de cuidado por la privacidad) no son el resultado de la imaginación, son "verdaderas fá- bulas" que nos han dado oxígeno para avanzar y esperanza a los jóvenes para soñar un futuro mejor: "Y vivieron felices para siempre", cuatro palabras simples con las que a menudo terminan los cuen- tos, pero que para nosotros abren un nuevo capítulo en la vida que, después de la exposición que organizamos en Ortigia, nos gusta llamar: "Hacia la integración ".

Punto final del verano

Como sabéis, los miembros del grupo La Valla 200> se comprometen a una misión específica indica- da por el Superior General por un período de dos o tres años. Es por esta razón que en Siracusa hay aires de cambio. El primero en partir es Onorino. Los Superiores le han pedido que continúe desem- peñando su apostolado en Giugliano (Nápoles) y comenzará el 3 de septiembre. Para quienes le re- cuerdan la importancia de su presencia en Siracusa, él, un viejo visitante de los palacios vaticanos, les recuerda los días de duelo experimentados después de la muerte de Juan Pablo II y, ocho días después, la alegría por la elección del nuevo Papa. ¡Marcelino nos decía que las personas son impor- tantes, pero nos recordaba que quien conduce la historia es Dios! Y, además, con la partida de Ono la comunidad se rejuvenecerá: la edad media pasará de 43 a 37.2 años. ¡Nuestros mejores deseos para Ono que se va, para aquellos que seguirán su ejemplo, pero, sobre todo, los mejores deseos pa- ra los que se quedan!

Pero la noticia más importante es la de Gabriel entrevistado por la televisión portuguesa el 21 de agosto para hablar sobre la situación de los migrantes.

 

Agradecimientos

Quisiéramos terminar agradeciendo a un grupo de padres de San Leone Magno que nos han enviado su donativo con el que pagaremos parte del alquiler de los apartamen- tos que alquilamos para alojar a los jóvenes. Pero no que- remos olvidar a los chicos de secundaria, siempre del SLM, que querían imitar el gesto de solidaridad de sus padres. Gracias de nuestra parte y de los jóvenes.

A todos, un afectuoso saludo.

Gabriel, Ono, Nina, Mario, Ricky y Rosa

_____________________

Para posibles donaciones:
Intesa Sanpaolo - Provincia d’Italia Fratelli Maristi FMS
IBAN: IT66 N033 5901 6001 0000 0146 384

833 visits