1 de octubre de 2008 CASA GENERAL

Espiritualidad Marista

El pasado 12 de septiembre, en la Casa General de Roma, el Hno. Teófilo Minga ha hecho una presentación del documento ?Agua de la Roca ? Espiritualidad Marista que fluye de la tradición de Marcelino Champagnat?. La presentación estaba dirigida a los laicos que trabajan en la Casa general y forma parte de una serie de encuentros que la Comisión de Vida Religiosa ha organizado, dentro de las actividades del año de la espiritualidad marista, con el fin de dar a conocer el documento, resultado de las reflexiones habidas sobre la espiritualidad apostólica del Instituto.

El Hno. Teófilo ha presentado la finalidad del documento e ilustrado la historia de la elaboración del mismo, subrayando las contribuciones de personas externas a la Congregación, entre ellas laicos y laicas, y ha dado una visión completa de la estructura y contenidos del libro. Ha llamado la atención sobre la composición gráfica del volumen; un aspecto en el que se ha puesto un cuidado especial para reproducir, a nivel visual, la sencillez y la continuidad que distingue la línea argumental y para presentar con facilidad la relación entre los contenidos del texto y el valor evocativo de los símbolos.

En palabras del Hno. Teófilo, ?Agua de la Roca? es un documento importante, de contenido denso y rico en citas bíblicas, fruto de una profunda reflexión sobre los rasgos distintivos de la espiritualidad marista. Un documento cuyo valor no se agota en el momento de la publicación como otra simple, si bien preciosa, contribución a la literatura existente sobre el tema de la espiritualidad, sino que se presta para ser utilizado diariamente como subsidio para la reflexión y la oración personales.

Luego de la presentación ha habido un momento de reflexión, guiado por el Hno. Teófilo: los laicos han formado grupos de tres, y cada grupo ha leído y comentado algunos pasajes claves del texto, sugeridos por el Hno. Teófilo.
Las reflexiones se han centrado sobre los temas siguientes:
– la confianza, entendida como abandono total en Dios, al modo de Marcelino Champagnat;
– la Eucaristía, momento culminante de la espiritualidad;
– el Espíritu Santo, elemento vivificador que actúa en el alma para una apertura personal a la escucha;
– la vida comunitaria, inspirada en los valores de la familia, como elemento distintivo de la espiritualidad marista y modelo de una actuación concreta de los valores evangélicos;
– la oración individual como método de aproximación al carisma de Marcelino, mediante la reflexión de la Palabra;
– el compartir, entendido como camino común e instrumento de conocimiento y de comprensión de la espiritualidad.

Los laicos que participaron en el encuentro han comentado positivamente la iniciativa, bien por su deseo de participar más en la vida del Instituto, bien por el interés despertado en ellos, en esta ocasión, por el propio texto sobre la espiritualidad. El encuentro, organizado por el Hno. Teófilo, ha resultado muy eficaz para acercarse con mayor conocimiento al tema tratado.
Los propios laicos han acogido favorablemente la propuesta de continuar estas reuniones sobre ?Agua de la Roca?, con otras dos sesiones de lectura y reflexión en los próximos meses.
______
S. P.

VOLVER

La Gestión al servicio de la Misión y su fu...

SIGUIENTE

Hermana Georgeanne Marie Donovan...