25 de marzo de 2005 ESPAñA

?Poner juntos color a la vida?

Dando color a la vida… aquí en Badajoz ha sido una actividad lúdico-cultural desde la óptica de un cristiano de 11 a 14 años. Tenía el objetivo de que la actividad fuera una plataforma de encuentro para los jóvenes que participan en movimientos juveniles de la ciudad. Ha nacido en el equipo de catequistas del colegio marista de Badajoz. El pasado año sólo lo realizaron los alumnos del colegio marista, y de los diálogos que han tenido los miembros de este colegio con la delegación de pastoral de juventud de la diócesis ha resultado la apertura de la actividad a toda la ciudad de Badajoz. Han participado y disfrutado más de 250 niños/as y más de 80 catequistas, han participado 10 colegios o grupos católicos de la ciudad y ha tenido eco en todos los medios de difusión locales. En definitiva, ha sido un éxito en muchos aspectos, pero, sobre todo, porque los niños y los jóvenes cristianos de la ciudad han vivido una experiencia cristiana de Iglesia.
Con esta actividad hemos querido dar el primer paso en la línea de eclesialidad que se propuso en el encuentro de jóvenes europeos en Sigüenza con el Consejo General: Intentar que las personas que se acerquen a nosotros vean en nuestro ser y en nuestro hacer la Iglesia fraterna que Jesús quiso para todos, el nuevo rostro de la Iglesia. Ponerle color a la vida, es decir, exteriorizar nuestra alegría de sentirnos grupo y discípulos de Jesús.

VOLVER

Una iniciativa para romper fronteras...

SIGUIENTE

Todos los creyentes vivían unidos y tenían ...