18 de octubre de 2019 SUDáFRICA

Proveer una celebración en Cristo

La comunidad internacional LaValla 200> de Atlantis participó en el mes de septiembre en el Encuentro Internacional de Taizé. El gran evento tuvo lugar en colegio marista el St. Joseph, en la Ciudad del Cabo, del 25 al 29 de septiembre y reunió alrededor de tres mil personas de todo el mundo. Bajo el lema “‘Together, seeking paths of hope” (buscando juntos caminos de esperanza) el objetivo de este encuentro ha sido promover la celebración en Cristo – fuente de paz y reconciliación – y fomentar momentos para compartir la fe entre personas de diferentes culturas y vivir una experiencia de Iglesia como fermento de unidad y comunión.

Los peregrinos se distribuyeron en diferentes comunidades religiosas de la Ciudad del Cabo, donde fueron recibidos por familias voluntarias, quienes los recibieron con los brazos y corazones abiertos. El programa diario consistía en pasar cada mañana en la parroquia anfitriona para la oración matutina, escuchar testimonios de esperanza y realizar otras actividades. Y por la tarde, los peregrinos se dirigían a St Joseph’s para compartir momentos de oración, comida, reflexión, silencio y comunión.

Una semana antes de la reunión internacional (del 19 al 25 de septiembre), la Comunidad Marista Internacional, junto con la parroquia anglicana Atlantis, acogió a siete participantes de tres países europeos (Francia, Alemania y Lituania) para una breve experiencia de inmersión. Los peregrinos fueron generosamente recibidos por familias de la parroquia. Durante estos días, tuvieron la oportunidad de conocer algo sobre las realidades complejas y desafiantes de Atlantis, dialogar con los líderes locales, visitar lugares de esperanza y participar en actividades con niños y jóvenes.

La comunión ecuménica y el espíritu interreligioso de Taizé es un signo de esperanza para este mundo turbulento. Conectarse con muchas personas de diferentes culturas – unidad en la diversidad -, hace realidad la Llamada del XXII Capítulo general para los maristas de Champagnat: ser constructores de puentes creativos.

VOLVER

Manu Gómez Cid, director adjunto del Secreta...

SIGUIENTE

Comunidades internacionales para un nuevo com...